martes, abril 11, 2006

11 DE ABRIL

imagen cortesía de Balikia
11 de abril un día y una noche donde pasaron muchas cosas, los que estuvimos en Miraflores pudimos ver como la policía metropolitana y los francotiradores contratados por los que dieron el golpe de estado nos disparaban, allí fue cuando actuaron los mal llamados pistoleros de llaguno, para nosotros fueron los defensores del puente llaguno y de la democracia, yo creo que si esa gente no hubieran sacado sus armas, todavía estaríamos contando los muertos ya que la idea era dispersar a todas las personas que estaban cerca del palacio de Miraflores para que la marcha pro-imperialista y fascista llegara con total libertad a Miraflores cosa que jamás ocurrió. Han pasado 4 años de aquellos acontecimientos y hoy encontramos a una oposición mas debilitada que nunca, porque los errores han sido grandes y muchos, aparte de eso ellos han sido incapaces de reconocer sus errores y avanzar, porque todo gobierno tiene que tener una oposición eso lo reconozco, pero esta debe ser una oposición que aporte ideas y que construya y no la que lamentablemente tenemos en Venezuela que lo hace es destruir y todos los días cometen los mismos errores de siempre, ojala surjan nuevos liderazgos y aprendan a ejercer la oposición como debe ser.
Recomiendo que vean estos blogs:

2 comentarios:

Anónimo dijo...

...y http://movimiento13deabril.blogcindario.com
Saludos

Bruno dijo...

Coño, cuatro años de aquellos días de Abril... y el fin de la impunidad pasa por apresar y enjuiciar a esos francotiradores que vilmente asesinaron y sembraron el caos, desencadenando los hechos que auspiciaron el golpe de estado.

Muy buena tu lectura a cuatro años de esos hechos: la oposición venezolana está cada vez más debilitada, sin un liderazgo capaz de nuclear y atomizar a la fragmentada y minoritaria porción de venezolanos que los sigue, disociados o no.

Mientras sean los medios, y no los partidos serios (que no los hay), los que dicten la agenda de la oposición, y mientras no aprendan a ser opositores calificados, nunca serán creíbles ante el electorado venezolano.

Un abrazo,

Bruno